Top
  >  Galicia   >  Pontevedra   >  Pozas de Mougás en Oia Pontevedra
Pozas de Mougas en Oia Pontevedra

Uno de los sitios que hemos visitado en el mes de Agosto fueron Las Pozas de Mougás. Se encuentran en el municipio de Oia, perteneciente a la provincia de Pontevedra.

En la Sierra da Groba, podemos ver a lo largo del Río Mougás, una serie de piscinas fluviales, que descienden hacia el mar. Justo antes de llegar a la poza grande, tenéis un merendero a mano izquierda en donde podréis comer con tranquilidad y después daros un chapuzón fresquito. Ya que allí al lado, por donde pasa el camino hay unas pocitas cerca.

Si no vais en época estival, podéis aprovechar para ir en época otoñal. Ya que cuando llueve, se producen esos trasiegos de agua durante la bajada del Río.

Foto pozas de mougás en Oia
¿Cómo llegar a las Pozas de Mougás?

Os recomendamos que entréis por el final de la vía rápida de Baiona, por una pista de tierra que va a dar justo a las pozas. (Eso fue lo que nos dijeron).
Nosotros bajamos monte abajo y no nos quedaron muchas ganas porque íbamos con la perra y con todo el ajuar para pasar el día allí. Debimos de andar como 3 km por todo ese terreno escabroso.
De todos formas os dejamos la dirección, pero si os lleva a la parte de Curro de Mougás, estaréis entrando por donde fuimos nosotros.

Informaros, que en los alrededores del monte, os podréis encontrar caballos debido a que en varias épocas del año se celebra «A Rapa das Bestas». Nosotros tuvimos la suerte de poder verlo ese mismo día porque se estaba celebrando.

Qué ver cerca de las Pozas de Mougás

Si finalmente, decidís acercaros hasta las pozas. Otra recomendación, que para mi punto de vista es imprescindible, es visitar El Monasterio de Santa María de Oia, que se puede hacer una visita tanto guiada como por libre. La segunda, de forma gratuita. Las vistas desde allí con la puesta de sol, son un espectáculo.

Además, para llegar, te aconsejo que vayas por la carretera de la costa porque es mucho más bonita y te acerques a visitar el Faro de Cabo Silleiro y a su playa de los cristales.

Espero que os haya gustado. ¡Que tengáis un buen día!

Dejar un comentario