Top
  >  Galicia   >  Pontevedra   >  Salinas Do Ulló ( Vilaboa, Pontevedra )
Buenos días.
En este post os voy a hablar de las «Salinas Do Ulló», que se encuentran en el municipio de Vilaboa, perteneciente a la provincia de Pontevedra.
El litoral del ayuntamiento de Vilaboa forma parte de Zona de Especial Protección de los Valores Naturales que agrupan las Ensenadas de San Simón.
Este espacio natural, participa en el proyecto europeo Red Natura 2000, que tiene como objetivo preservar la biodiversidad.
Las «Salinas Do Ulló», dejó de fabricar sal a principios de la década de 1720 y contaba con dos grandes estanques rectangulares contiguos que se construyeron aprovechando una ensenada natural del fondo de la Ría.
Desde la Edad Media, este litoral, fue un espacio altamente productivo ya que la producción de sal tendrá una función de apoyo a la pesca  muy relevante porque permitiría su conservación y exportación, aunque a partir de 1840, se dejo se usar este método con principal conservación de este alimento debido a la introducción de las latas de conserva.
En el sector sureste del muro que separa la Lagoa de la ría, se construyo un molino de mareas que permitía moler grano dos veces por día aprovechando la subida de la marea. 
Los restos, aun se conservan en esta punta; Punta Do Carregal
La construcción del molino se debe al ingeniero francés Felipe Auguste Cazaux, responsable de la construcción del Viaducto de Madrid (1876), en Redondela y del puente internacional en Tui (1885), siendo también propietario de la casa que había en esta punta. Comúnmente, el muro que se levantó en el molino se conoce como «Banca de Caso».

Antes de llegar hasta esta parte, al principio de cruzar el muelle a pie, hay un desvío a la derecha en donde podéis ver la «Granxa Das Salinas».

Las dependencias de la vieja Granja de Ulló se encuentran en estado ruinoso, absorbidas por la naturaleza entre unas casonas, hoy en decadencia, pero que habían sido testigos de una importante actividad comercial. 
Las Salinas, estuvieron a cargo de Antonio Mosquera Villar y Pimentel y su esposa Antonia Pimentel de Soutomaior. Hacia el año 1.693 los descendiente de esta familia cedieron las salinas y sus terrenos a la Compañía de Jesús, recién instalados en Pontevedra. Los Jesuitas fueron los encargados de desarrollar y comercializar la sal extraída en el lugar hasta que las salinas cesaron su actividad a mediados del S.XVIII, con la expulsión de los jesuitas por el Rey Carlos III en 1767. 

A comienzos del S.XIX Juan José de Arana, natural de Zaragoza, se hace con la mayoría de los terrenos de las antiguas salinas, con la intención de levantar una importante explotación agraria. Su hijo José Nazario de Arana sería quién, aprovechando el taller de elaboración de la sal que tenían los jesuitas muy próximos a la Salina, construya dos grandes casonas en forma de «L» con un buen «airado» cerrado por dos sólidos muros. 

Las casas por sus proporciones, impresionan por su estructura así como por sus señoriales lareiras, chimeneas, escaleras, hornos y lavaderos .

Las casas han estado habitadas hasta la primera mitad del S.XX por los apoderados o caseros de la Granja de Ulló. Desde entonces, el protagonista ha sido la belleza de la propia naturaleza que lo envuelve.

Espero que os haya gustado.
👉 FACEBOOK  (Pinchar en el enlace)
👉 INSTAGRAM (Pinchar en el enlace)
Feliz día del padre!👨
Un beeeesoooo muuuy graaandee!!!😘😘😘

Dejar un comentario